Never Give Up

When there is a suspicion that a teenager or young person suffers from cancer, one of the most debated issues nowadays is who is the most appropriate specialist for the treatment of these patients. The recommendation is usually to refer them to pediatric oncology centers, and this was the case of Marco Rene, a young man from Baja Sur, who for the last three years received medical care in the Pediatric Hemato-Oncology Unit (UHOP) of Salvatierra Hospital.

Marco Rene, from La Paz, BCS, was finishing high school and looking to start university, when he received a news that changed his life. At 18 years of age, accompanied by his parents, sister and grandfather, he heard the strong words “you have cancer.” The world collapses to anyone when hearing this. A million questions arise. Marco was afraid, he felt angry, but over time everything changed.

“It never crossed my mind that I was going to pass away, my family was my strength and that made me get ahead.”

Marco fue diagnósticado con un linfoma no Hodgkin de células T. En febrero de 2014, comenzó su tratamiento en la UHOP dirigida por el el Dr. Altamirano. Para Marco, el reto más difícil de su enfermedad no era la vergüenza de perder el cabello, sino sentirse débil y no poder recuperarse. Emocionalmente fue toda una travesía. Su mamá siempre lo acompañaba a sus tratamientos, dándole fuerza y energía para seguir luchando.

En la UHOP, Marco encontró un nuevo hogar. Su familia crece con todo el cariño y atención que recibe por parte del equipo médico del hospital. El pasado 6 de diciembre de 2017, gracias ellos y el apoyo de su familia, amigos, fundaciones y gobierno, Marco René recibió la noticia que tanto esperaba, ¡fue dado de alta a vigilancia!

“Soy una mejor persona que antes de tener cáncer, he aprendido a valorar la vida y a no preocuparme por cosas sin razón. Tener cáncer me ha hecho fuerte.”

Esta lección de vida la trasmite Marco a todos quienes le rodean. Con su ejemplo, él nos enseña a ver cada día con alegría. Marco actualmente tiene 21 años de edad, y muchos planes para su futuro.

 


Con tu valioso apoyo, podemos ayudar a más niños de BCS a tener una mejor calidad de vida.
¡Súmate a cambiar el mundo, un niño a la vez!

 

Leave a comment